Transporte marítimo, factores a tener en cuenta.

Comenzamos este nuevo “curso” con más ganas que nunca de acercar el mundo del embalaje a todas las personas interesadas en ello. Para ello en el post de hoy vamos a continuar desarrollando las peculiaridades del transporte marítimo aunque en esta ocasión nos vamos a centrar en lo relativo a la carga en contenedores.

En el post de hoy vamos a recapitular y hacer un breve resumen de los tipos de contenedor que existen en el mercado así como los diferentes sistemas activos y pasivos que se utilizan para inmovilizar la carga.

Como hemos visto en anteriores post (contenedores ISO) existen varios tipos de contenedores en función de su tamaño y sus características constructivas.

A continuación, os mostramos dimensiones de los contenedores por tipos y en las medidas estandarizadas de 20 y 40 pies:

Dimesiones contenedores

Para mas info pincha aquí

Una vez definido el tipo de contenedor que más se adapta a nuestras necesidades debemos tener en cuenta que éste debe ir debidamente identificado por una combinación de 11 dígitos que incluyen letras y números (Identificación de contenedores).

id contenedor

Durante este proceso también tendremos que tener en cuenta la documentación exigible en aduanas que consiste en diferente certificados, autorizaciones y licencias, os dejamos aquí más información al respecto.

documentos par la exportacion

Una vez definido el contenedor y toda la documentación exigible, tendremos que centrarnos en su interior para ello necesitaremos sistemas activos de sujección y sistemas pasivos de control (químico y físico).

Sistemas activos de fijación:

http://blog.cajaeco.com/wp-content/uploads/2014/04/cinchas_1.jpgMás Info

Sistemas pasivos de control:

detectores de impacto digitales

  • Detectores de humedad y temperatura., el sistema más utilizado también para el control químico de la mercancía, existen también de tipo mecánico y electrónico. En el caso de los electronicos se combinan las funciones químicas y físicas pudiendo utilizar un único dispositivo. En anteriores post hemos visto los sistemas activos más utilizados contra los riesgos de oxidación y corrosíon.
  • Elementos de control para embalajeDando este repaso hemos intentado simplificar los distintos factores y sistemas a tener en cuenta a la hora de desarrollar un transporte marítimo con contenedores, enumerando los tipos de contenedores ISO, la documentación exigible, los distintos sistemas activos de fijación y finalmente los sistemas pasivos de control.

Ty-Gard

Las continuas demandas en el sector del embalaje dan lugar a novedosos productos que permiten reducir el riesgo de daños que puedan sufrir nuestras cargas durante el recorrido. Son muchos los instrumentos que en este sentido nos hacen cada vez más fácil y más seguro el transporte de nuestros bienes.

tg-lastbil

Es el caso de Ty-Gard, un innovador sistema patentado de inmovilización, que abraza las mercancías durante el transcurso del viaje asegurando cargas paletizadas, bidones, big-bags, etc. de un modo sencillo. Es capaz de soportar fuerzas laterales de hasta 4G (cuatro veces su peso),  siendo también aconsejable para el trincaje de mercancías peligrosas.

Se trata de láminas de 40 centímetros de ancho compuestas por unos 7.800 filamentos de plástico y laminadas con adhesivo acrílico, lo que le confiere una gran resistencia certificada y aprobada, entre otros organismos, por la Asociación Americana de Ferrocarriles.

En el siguiente vídeo, podemos observar cómo se utiliza de un modo práctico:

Como se puede observar, el primer paso es el corte de las láminas y su posterior colocación sobre las paredes del contenedor. Una vez pegadas a ambos lados, se solapan frente a las mercancías y, con la ayuda del Ty-Tool, se trinca el material para que quede bien sujeto y firme.

Una vez tenemos el material trincado, sin sacar la Ty-Tool, colocamos las bandas de Ty-Patch adhesivas sobre el Ty-Gard, de tal forma que sujete el trincado evitando así que se afloje. Soltamos la herramienta y ya tenemos listo el sistema de sujeción.

Este proceso puede llevar unos tres minutos, repitiéndolo tantas veces sea necesario en función del peso de la carga y del número de Ty-Gards que necesitemos.

TY-Gard

El sistema Ty-Gard es sin duda uno de los elementos de inmovilización de mercancías más eficientes gracias a su facilidad de montaje y a su ingenioso diseño. En siguientes posts analizaremos otros elementos de inmovilización y fijación como las cinchas, sin duda unos de los sistemas de amarre más extendidos en el mundo del embalaje.

Cinchas, Cintas de Amarre y Eslingas.

El trincaje es algo necesario y básico a la hora de inmovilizar una mercancía para ser transportada. Es necesario realizar un buen estudio del tipo de carga que se tiene que inmovilizar (tamaño, forma, peso, etc…) y la naturaleza del transporte que vamos a utilizar (buque, avión, tren, camión, etc…). Un buen análisis de estos puntos, supone la principal diferencia entre una entrega correcta y otra con daños irreversibles.

Mal inmovilización de la carga

En la actualidad debido al desarrollo de los dispositivos móviles  (smartphones y trabletas) el profesional dispone de varias apps para iOS y Android que facilitan el desarrollo de estos cálculos relativos a la estiba de mercancía.

Apps de estiba

También debemos tener en cuenta que aumentando la fricción entre la carga y el suelo podemos incrementar el coeficiente de fricción, lo que permite reducir la cantidad de cintas de amarre o cinchas a utilizar. Por ello un buen complemento son las Alfombrillas antideslizantes.

Alfombrilla antideslizante

Las cinchas (ratchet), cinta de amarre y las eslingas son el método más empleado para el amarre de cargas en el interior de embalajes, contenedores y medios de transporte.

En cuanto a las propiedades físicas de estos elementos de fijación, se debe tener en cuenta las fichas técnicas y los datos que nos proporciona el fabricante, ya que éstos definirán que modelo de eslinga o cincha necesitamos para el trabajo a realizar.

En la siguiente imagen se muestra un ejemplo de ficha técnica donde en la parte superior se define el ensayo realizado y los datos obtenidos de resistencia  y  elongación (indice elástico del material) y en la gráfica inferior vemos como se comporta la elongación en función de la presión a la que es sometida.

cinchas

Definimos estos sistemas de trincaje como:

–       Eslingas: Cintas textiles o de acero, generalmente con gazas u ojos, que son orificios en los extremos para su enganche. Normalmente, los contenedores disponen de ganchos para estos fines. Cuánto más alto esté situado el gancho y más verticalidad adopten las cinchas, mayor será la resistencia de las mismas.

–       Cinchas textiles y PES (poliester) : Amarre de gran resistencia, ya sea tejido o de plástico. El ancho de las cinchas y su grosor y composición determinarán su resistencia, por lo que es primordial tener en cuenta el peso de nuestra carga a la hora de elegir la adecuada.

Al igual que ocurre con el Ty-Gard y el Ty-Tool, de los que hablamos en posts anteriores, son necesarias herramientas de trincaje para tensar las cinchas. Estos elementos son:

–       Carracas: Herramientas metálicas para aflojar o desaflojar las cinchas de manera fácil y sencilla, con la ayuda de un sencillo mecanismo de palanca.

–       Hebillas: Cierres de acero galvanizado que sirven para enlazar los extremos de la cincha y evitar que se afloje y suelte la carga después de su trincado.

Como hemos visto en estos últimos posts es fundamental un buen sistema complementario  al embalaje (de amarre y fijación en este caso) para garantizar un correcto transporte de las mercancías, siguiendo en esta línea en el próximo post analizaremos los sistemas de absorción de humedad más utilizados: las sales desecantes.